Clínica Dental en el Centro de Madrid

Odontología General

Odontología General

La odontología o estomatología es una rama de las ciencias de la salud que se encarga del diagnóstico, tratamiento y prevención de las enfermedades del aparato estomatognático (que incluye los dientes, las encías, la lengua, el paladar, la mucosa oral y las glándulas salivales)

En la Clínica Arapiles Dental, mediante una fase diagnóstica apropiada podemos determinar las necesidades concretas de tu boca, para poder llevar a cabo el plan de tratamiento individualizado más apropiado y acudir a las diferentes especialidades.

De esta manera, el área bucal es una de las partes más importantes de nuestro organismo y en ciertas ocasiones descuidamos por agotamiento, prisa y por el ajetreo del día a día. Al prolongarse esta situación, se originan enfermedades bucodentales que además de generar severos daños en la boca, pueden afectar otras áreas del cuerpo reduciendo la calidad de vida y, por ende la salud en general.

Entonces, bajo estas circunstancias debemos solicitar ayuda y recurrir al especialista para que lleve a cabo la odontología general.

Existen variadas afecciones que pueden impactar violentamente los dientes, una de ellas y la más común es la caries que además, es la principal causa de la pérdida de piezas dentales. También se pueden generar otras enfermedades como: la gingivitis, halitosis, periodontitis y en casos más extremos el cáncer bucal.

Las caries: Primera enfermedad tratada por la odontología general

La caries es una enfermedad de múltiples factores que produce el deterioro en los tejidos dentales. Esto se debe a la presencia del ácido formado por las bacterias que se encuentran acumuladas y se reproducen a través de los restos de alimentos presentes en la boca ¿A qué se debe esto? Principalmente a la desmineralización de las piezas dentales.

Esta molestia se genera por la ingesta en exceso de azúcares y ácidos presentes en varios tipos de comidas y bebidas. También, otros factores a los que se puede atribuir son: a la higiene bucodental errónea, no emplear hilo dental, al reducido empleo de enjuagues bucales, entre otros.

Las estadísticas han expuesto que perjudica a gran parte de la población, por lo que, es importante llevar a cabo medidas de prevención. Cabe destacar que las caries se presenta de forma más habitual en los niños y adolescentes.

¿Cuál es el tratamiento para combatirla?

Se aplicará el procedimiento correspondiente respecto a la fase en que se encuentre:

  • Si la caries ha atacado solo la dentina y el esmalte del diente. El especialista retira el tejido dañado y aplica una obturación.  Entre las cuales se destacan: las incrustaciones compuestas de cerámica, a base de resina y las amalgamas. El objetivo de cualquier método es detener el progreso de la misma y sellar el área para impedir que la afección resurja.
  • Si afecta la carnosidad del diente. El dentista extirpa el nervio, desinfecta la zona y aplica el relleno. Este tratamiento se conoce como endodoncia.
  • Si la caries se encuentra en la fase más avanzada. En este caso extremo el odontólogo extrae la pieza y coloca un implante.

Halitosis: La odontología general sabe como eliminar este problema

En primera instancia, debes saber que la halitosis se produce por varias razones: higiene bucal deficiente, consumo de alimentos con olores penetrantes y por enfermedades bucales como la gingivitis, caries o periodontitis.

Otra de las causas es el exceso en el consumo de cigarro o en circunstancias más desfavorables se debe a enfermedades crónicas como el cáncer, diabetes, perturbaciones hepáticas y también a problemas digestivos.

El tratamiento reside en intervenir sobre el origen de la causa. Eliminar el consumo de tabaco, evadir la ingesta de cebolla, ajo o cualquier alimento que genere olores agudos. Asimismo, se deben combatir las enfermedades de la cavidad bucal como la gingivitis, periodontitis y la caries, consultando y visitando a un profesional calificado.

De igual manera, restaurar amalgamas fracturadas es otra alternativa que puede contribuir a la eliminación de este padecimiento bucodental.  De tal forma se evita la acumulación de restos alimenticios por el espacio generado. Cabe destacar que estos residuos son los que generan el mal olor.

                                                                                                                    

En la Clínica Arapiles Dental contamos con los mejores especialistas altamente calificados, que actúan como factor clave para ayudar a combatir todas las enfermedades bucodentales que se puedan generar.

La periodontitis y cómo se corrige

La periodontitis es una enfermedad que perjudica progresivamente los tejidos que funcionan como soporte de los dientes. Además de afectar las encías, también impacta el hueso. Esto se debe a la acción de las bacterias presentes en la placa y si no se trata a tiempo puede desencadenar las pérdidas de piezas dentales y en casos extremos afectar la salud general del paciente.

Factores de riesgo de la periodontitis

Principalmente se debe a la incorrecta higiene bucal, que conlleva a la acumulación de los restos de comida en las cavidades. Conjuntamente, ésta se puede aglomerar en los espacios vacíos por causa de alguna fisura o fractura presente en el diente.

Otras de las causas relacionadas a esta enfermedad son: el consumo excesivo de tabaco, alcohol, estrés, enfermedades crónicas, variaciones en las hormonas, defensas bajas, entre otras.

¿Cuáles son los síntomas?

Una de ellas es la percepción de dientes más largos o desgaste de la encía. Asimismo, cuando se produce el sangrado en ella puede ser una señal del padecimiento.

La hipersensibilidad a los alimentos fríos, es otro de los factores. Si se presenta la molestia y se convierte en algo intolerable al consumir helado o por el contacto con aire frío, entonces es posible contener la enfermedad.

Pestilencia y mal sabor de boca son las consecuencias de la generación de productos remanentes de la placa bacteriana.

Deslizamiento de los dientes como resultado de la destrucción de los tejidos que brindan el soporte a las piezas dentales. De esta manera conlleva a que las mismas se desplacen libremente.

Presencia de abscesos. Si el padecimiento continúa progresando, entonces se convertirá en una periodontitis avanzada.

Tratamiento de la periodontitis

La primera fase del tratamiento es el comúnmente denominado raspado. El cual consiste en la eliminación del cálculo y las bacterias presentes en la parte superior e inferior del diente y debajo de las encías. Este procedimiento se lleva a cabo empleando curetas, ultrasonidos o instrumentos con láser.

No debe resultar molesto para el paciente durante ni después de realizarlo. Posteriormente, se efectúa un chequeo para evaluar la respuesta al tratamiento y cerciorarse así de la ausencia de periodontitis, se procede entonces a ejecutar la fase del mantenimiento.

El alisado radicular. Consiste en pulir la raíz del diente con la finalidad de reducir la inflamación y evitar la aparición posterior de cálculos y bacterias. Estos a su vez impiden la cicatrización y además contribuyen al desarrollo de la infección. De igual manera, con base a esto se logran eliminar restos de la placa bacteriana contenidas en los dientes.

¿Es doloroso?

Si la encía se encuentra inflamada, es posible que haya presencia de dolor. En este caso se debe aplicar anestesia local antes del tratamiento. Además, si tus dientes se encuentran afectados por la sensibilidad, el especialista le recetará una crema especial que contribuirá a reducir los niveles de esta molestia.

En la Clínica Arapiles Dental empleamos productos de calidad y ofrecemos una excelente atención, para garantizar resultados magníficos en cualquier tratamiento que requieras, basándonos en la adecuada odontología general.

La gingivitis y su tratamiento

Es otra de las afecciones más comunes después de la caries y su desarrollo se debe principalmente al déficit de la higiene bucal. Una señal de esta enfermedad es cuando las encías se inflaman excesivamente a tal punto de generarse el sangrado, esto se debe a la acción de las bacterias acumuladas.

También el exceso de la sensibilidad al frío y mal aliento son otros de los síntomas que se presentan al padecer gingivitis.

Cabe destacar que debe ser tratada a la brevedad posible, porque de lo contrario puede afectar el hueso y bajo estas circunstancias desencadenar la periodontitis, esta última se explicará con detalle en el apartado posterior.

¿Cuáles son sus causas?

Como se expuso anteriormente generalmente se debe a la errada higiene bucal, también se atribuye a cambios hormonales durante la gestación, diabetes descontrolada, dientes defectuosos (mal formados), bordes ásperos productos de la obturación aplicada a las piezas dentales. Asimismo, a aparatos correctivos y prótesis mal situados en la zona bucal.

También, el exceso de consumo en tabaco y alcohol son causas notables para que se reproduzca la enfermedad.

El tratamiento de la gingivitis es simple

Utiliza crema dental antibacterial. Contribuye a eliminar la placa de la zona bucal, que es donde se encuentran las bacterias y a su vez ayuda a proteger los dientes de todos los efectos generados por éstas.

Emplea una técnica de cepillado correcta. Este es el factor clave para prevenir esta y otros tipos de enfermedades bucodentales. Debes asegurarte de llevarlo a cabo durante dos minutos y después de cada comida.

El hilo dental y el enjuague son elementos claves en el cuidado de los dientes. Logran eliminar los restos de placa situados en lugares donde no es posible su extracción con el cepillo.

Otros procedimientos profesionales

Limpieza dental continua con el profesional. Es el tratamiento primario para combatir la gingivitis y también una de las formas más eficaces para prevenir ésta y otras enfermedades.

Principalmente se basa en que el especialista puede eliminar de una forma más efectiva la placa acumulada empleando los utensilios adecuados, en caso contrario, es decir, con una limpieza sencilla llevada a cabo por el paciente no se logra la total exclusión de la misma.

Los saneamientos bucodentales llevados a cabo por el odontólogo, consiste en el raspado y alisado radicular, como se expuso en el epígrafe anterior. Cabe destacar que son tratamientos de primera instancia para combatir esta afección y son empleados únicamente por el profesional.

¿En qué consiste? En eliminar cálculos y bacterias presentes en la superficie de los dientes y debajo de las encías. De igual manera, se emplean ultrasonidos o instrumentos con láser para la sanación de esta enfermedad.

Las reposiciones dentales son otro de los tratamientos a desarrollar. Dientes mal formados, prótesis desalineadas, puentes u otras clases de restauraciones situados erróneamente, son las causas de irritar las encías y de impedir la correcta limpieza en la higiene diaria bucal.

 Lo que conlleva a la derivación de la gingivitis, con base a esto el especialista lleva a cabo el tratamiento de restitución dental y consigue de esta manera desaparecer la dificultad.

Cáncer bucal

Es una de las enfermedades bucodentales más peligrosas, se produce principalmente en los labios, específicamente en el inferior. Asimismo, puede afectar lengua, encías, paladar y amígdalas. Las estadísticas han revelado que se genera más frecuentemente en hombres que en mujeres y a una edad superior de los cuarenta años.

Las principales causas se atribuyen al consumo de tabaco y al ingerir excesivamente bebidas alcohólicas. Aunque también estudios científicos han expuesto que la genética es un factor clave en el progreso del cáncer.

El éxito en el tratamiento consiste en la pronta localización de la misma, por eso es de vital importancia aprender a detectar los síntomas y acudir constantemente a los mejores odontólogos de la clínica Arapiles.

¿Cuáles son estos síntomas?

Lo más recomendable es que visites periódicamente al especialista para que evalúe y determine si ocurre algo irregular en tu zona bucal. Diversos casos se han presentado en pacientes que no saben distinguir los indicios ni la gravedad que estos conllevan.

Para hacer énfasis en algunos se destacan:

  • Entumecimiento en diversas partes del área oral o lo que es similar pérdida de sensaciones. Esto puede conllevar a la dificultad en el habla.
  • Dolencia en cualquier fragmento de la boca e incluso que conlleve a obstaculizar el paso de los alimentos a través de la garganta.
  • Manchas de tonos rojos o blancos presentes en cualquier parte del área bucal como: lengua, encía, paladar, entre otros.
  • Úlcera en los labios, encías o en cualquier segmento de la boca que sangre fácilmente e indefinidamente.
  • Molestia al triturar o masticar cualquier tipo de alimentos. Se presenta un dolor intenso al realizar la acción.
  • Presencia de un cuerpo extraño (engrosamiento) en las mejillas y se puede apreciar con la lengua.   
  • Inflamación excesiva de la mandíbula generando molestias para ingerir alimentos y mal ajustamiento de prótesis si es el caso.

Si estás padeciendo alguno de los síntomas que derivan a estas enfermedades expuestas en los apartados anteriores, lo más recomendable es consultar con el experto y en la Clínica Arapiles contamos con los más destacados y la consulta al mejor precio.

Valoración: 
Promedio: 5 (1 voto)